VIDEO: Así funciona el traductor guaraní que usa el pueblo Mbya en medio de la selva

    Un traductor entre el guaraní y el castellano para consultas médicas se está probando en un pueblo Mbya Guaraní, lo que ha merecido incluso una importante distinción internacional. La aplicación, que podrá descargarse vía Googleplay, sería utilizada principalmente por las mujeres, indicaron los responsables de la iniciativa.

    Voluntarios de la ONG Escuela de la Selva, de Misiones (Argentina), desarrollaron una aplicación para mejorar la comunicación entre el pueblo Mbya Guaraní y los profesionales médicos. La app Traductor Guaraní recibió el mes pasado una distinción del prestigioso Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

    Como sucede en Paraguay, y quizás también en los demás países con presencia de poblaciones indígenas, en Misiones (Argentina) existe una barrera cultural entre nativos y profesionales de la salud. Muchos habitantes de aldeas mbya no saben comunicarse en español, así como los médicos desconocen la lengua guaraní.

    Dificultad en las consultas

    Esta situación lo notó Camila Cánepa, una voluntaria de la oenegé, cuando el año pasado se instaló en la comunidad para una capacitación a jóvenes y adultos mbya. Uno de sus alumnos se internó en el hospital, ella lo acompañó y vio que el problema de comunicación hacía que la estadía del enfermo sea más estresante y el trabajo se vuelva más difícil para el personal de blanco.

    Así fue que, con los conocimientos informáticos de Pieter Robberechts y otros integrantes de Escuela de la Selva, empezaron a trabajar en la creación de un Traductor Guaraní, que sirviera de herramienta en los hospitales.

    La organizacion Escuela de la Selva trabaja con comunidades Mbya-Guaraní, en Argentina.

    “El funcionamiento consiste en que el médico -español hablante- pueda decir una frase y el sistema lo tira en guaraní. En el caso que la frase del médico sea una de las que tenemos literalmente guardada, tira la frase traducida al guaraní. Si no, la aplicación tira varias opciones para que el médico pueda elegir la frase que quiera usar”, señaló Robberechts.

    El desafío principal

    La aplicación utiliza el reconocimiento de voz de Google para su funcionamiento. Es por eso que, cuando se busca la traducción del guaraní al español, la cuestión se complica un poco.

    “Cuando es al revés (del guaraní al español) hay que escribir para obtener la frase en español. No se puede hacer el reconocimiento de voz en idioma guaraní, porque esto requeriría un equipo mucho más grande, es por eso que la dirección es del escrito al audio” explicó el programador informático.

    La duda principal de Paraguayología era si el conocimiento de la correcta gramática del guaraní, no sería nuevamente una barrera para la comunicación entre las dos partes. Pieter indicó que la plataforma digital utiliza los distintos traductores de guaraní que ya existen en internet.

    Agregarán más traductores

    “El Mbya-Guaraní no está uniformizado. Desde nuestra experiencia vemos diferentes dialectos del mbya. No apuntamos a usar un idioma oficial unificado en la app, sino un acercamiento hacia el paciente. Por esta razón la app tiene la opción de ir agregando traductores", explicó el experto.

    Agregó que cuanto más traductores agreguen su interpretación, más posibilidades existen de que un médico pueda usar el dialecto de su región. "La idea es que el paciente se sienta identificado y que se sienta bien con la forma que habla el traductor/interpretador” señaló.

    Pieter indicó que, pensando en que la escritura guaraní es una dificultad, la mayoría de las frases elaboradas para los médicos es pensando para que el paciente pueda responder con “Sí o No” o incluso señalando con sus dedos o mostrando números.

    En las aldeas indígenas de Misiones, son las mujeres quienes menos hablan español y las que más acuden a los hospitales.

    Mujeres de aldeas remotas

    “Desde nuestra experiencia, (la app) sería más usada por mujeres de aldeas más metidas (remotas), quienes con más frecuencia no hablan español y ni saben escribir o usar tecnología” dijo Robberechts.

    La aplicación aún está en etapa de prueba, pero se espera que la presentación oficial sea en setiembre. La descarga será posible mediante Play Store.

    El equipo está constituido por mbyas y yuruas, que trabajan junto a Rudi Sacha y Cristina Martínez, de las aldeas Guaviramí y Guaporaity, respectivamente, directores mbya de la ONG. También trabajan Néstor Brítez, cacique de Arroyo Anta, y Ricardo Duarte, de Takua Poty, en conducción, junto con Cánepa, Robberechts y Annelies Philips.

    Colaboran como capacitadores Villalba, de la aldea Perutí, Claudia Ciancio Roca y Marina Onorato Quispe, de Buenos Aires.

    Lourdes Cano

    Leer más publicaciones del autor.